AHDB ha emitido un informe en el que analiza cómo puede llegar a comportarse la importación de carne de cerdo desde China a lo largo de este año 2016. En su opinión existen factores que podrían afectar negativamente a su evolución como la desaceleración de su crecimiento económico y las medidas anticorrupción puestas en marcha que según el organismo británico “ha eliminado gran número de banquetes oficiales en hoteles y restaurantes de lujo”.

La organización estima que el precio estará alto también durante 2016 para la carne de cerdo lo que conllevaría quizás un cambio en la demanda de proteínas hacia el pollo o el pescado entre los consumidores chinos. Pese a esto, el continuo crecimiento de las ciudades ayudará a mantener la demanda de esta carne que cuenta con una mayor seguridad alimentaria, algo demandado por los compradores de nivel medio y alto.

AHDB apunta a un ligero crecimiento de la producción de carne de cerdo en China durante 2016 y a una libera estabilización en el consumo por lo que la demanda de carne importada se podría estabilizar también e incluso reducir. Esto se vería enmendado por la calidad de los productos importados frente a la producción local.

http://www.eurocarne.com/noticias?codigo=33503

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.