Espiral bajista

La actividad comercial de febrero ha sido muy baja, como acos­tumbra a suceder siempre en este mes, pero ampliada la atonía todavía más porque los consumos ganaderos han aflojado con­siderablemente. Los precios de los cereales empezaron el mes ya con cesiones, a causa de esta corta operativa y algunos intere­ses vendedores más presionantes, y lo cerraron con descensos más claros, empujados entonces por la depreciación generali­zada causada por el coronavirus en los mercados financieros y de materias primes agrarias mundiales. En el caso de la soja, la ralentización económica que está provocando esta epidemia ha llovido sobre mojado, ya que antes ya había bastantes du­das sobre la capacidad china para cumplir con sus compromisos de mayores compras en EE.UU. firmadas en el Acuerdo de Fase Uno. Ni siquiera el anuncio de que el gobierno chino eximirá de los aranceles adicionales a sus importaciones de soja americana ha de conseguir reafirmar los futuros de Chicago, que siguen con su movimiento lateral.

La operativa, así, sigue centrada en el día a día y trabaja con orí­genes nacionales, sobre todo de trigo y, conforme ha ido avan­zando el mes también de cebada, del centro peninsular, y con una oferta francesa que está siendo muy agresiva en precios y que, con unas disponibilidades de transporte más cómodas, ha permitido mayores aprovisionamientos en la zona noreste pe­ninsular. Aprovechando esos consumos más flojos, el fabrican­te retrasa aplicaciones y aprovecha para comprar más barato en destino y dejar para más adelante la utilización de sus compras precedentes en el puerto.

Superficies sembradas al alza

Se han conocido también este mes las primeras previsiones so­bre superficies sembradas en la nueva campaña: para España, se prevé un aumento de las hectáreas de cebada y una estabiliza­ción en trigo blando, mientras que para EEUU la previsión apun­ta a una recuperación de la superficie de soja tras la caída de la campaña precedente y a un aumento también de la de maíz.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.