Ante el aumento de bloqueos, restricciones y limitaciones de redes sociales, le sugerimos que se suscriba mediante correo electrónico para recibir las publicaciones de infoiberico.com de forma segura, al instante y gratuitamente

Loading

Apliación de técnicas para mejorar el suelo del ecosistema de Montado, por el Grupo Operativo portugués «Ecomontado XXI»

Muchos ecosistemas del montado en Portugal están sufriendo el cambio climático. Las sequías más frecuentes y las temperaturas más altas pueden provocar la pérdida de materia orgánica del suelo, lo que hace que los suelos sean más propensos a la sequía y la erosión. Esto conduce a la pérdida de fertilidad y aumenta los riesgos de incendios forestales. Un grupo operativo de Portugal está desarrollando una nueva práctica de gestión forestal para restaurar la vitalidad y la productividad.

El Montado es un paisaje agroforestal cultural en Portugal y España caracterizado por bosques y pastos de alcornoques y encinas. El Grupo Operativo ECOMONTADO XXI de Portugal identificó la pérdida de materia orgánica del suelo debido al cambio climático en unas 120 hectáreas del Montado en Portugal.

Ana Fonseca de la Universidad de Évora que participa en el Grupo Operativo nos dice: “El proyecto es coordinado por la Sociedad Agrícola de Freixo do Meio. Se le ocurrió la idea de aplicar el diseño Keyline, que es una técnica de paisajismo australiano. La técnica se aplica mediante un arado especial y crea un sistema de flujo de agua para mover el agua de las áreas húmedas a las secas. El objetivo es maximizar la infiltración de agua de lluvia en el suelo y la disminución de la erosión por escorrentía. Existe un mayor nivel de humedad en el suelo cuando aumenta la infiltración y esto conduce a una mejora significativa de la fertilidad y estructura del suelo. Como el clima en Portugal es similar al clima en Australia, este método es interesante de aplicar en nuestros suelos”.

La Universidad de Évora está monitoreando diferentes áreas en 5 parcelas para comprender si el enfoque Keyline es una ventaja para el suelo y las granjas. Se ha establecido un amplio plan de seguimiento del crecimiento de los árboles y el suelo. Cada mes, la humedad, la composición y la textura del suelo se miden a diferentes profundidades.

Además de este seguimiento, la Universidad también se encarga de la difusión de los resultados. Los socios del proyecto se dieron cuenta de que necesitaban una herramienta de comunicación adicional además del sitio web y la página de Facebook para llegar mejor a los agricultores. Según nos dice Ana: “Descubrimos que la información que difundimos era demasiado abstracta. Por lo tanto, decidimos crear un modelo 3D portátil que visualice cómo funciona el método Keyline. Mostramos este modelo a los agricultores durante 2 reuniones en una granja real. Los agricultores estaban muy entusiasmados y algunos de ellos inmediatamente comenzaron a utilizar la técnica en sus tierras».

A finales de 2021, el GO finalizará el proyecto. “Un retraso en la definición e implementación de las parcelas de monitoreo y en el marcado de las Keylines llevó a una extensión del período de recolección de datos hasta octubre de 2021. Los 2 agricultores participantes comenzaron a usar Keyline el verano pasado, por lo que es demasiado pronto para obtener resultados. Pero lo que podemos ver, al medir la humedad del suelo en las parcelas, es que responde muy bien a los períodos de lluvia», dice Ana.

¿Qué es el sistema Keyline?

Es una forma de planificación desarrollada en la década de 1950 por un ingeniero de minas australiano, Percival Alfred Yeomans, con el objetivo de rehabilitar los bosques degradados, secos y con tendencia estacional a los incendios forestales. Este sistema permite conservar el agua de lluvia que cae sobre una parcela, distribuyéndola dentro del suelo y llevándola, progresivamente, desde las zonas de los valles hasta las lomas. De esta manera, se aumenta la tasa de infiltración al tiempo que se reduce la escorrentía y la evaporación, lo que permite una mejora significativa en la fertilidad y estructura del suelo. Al mejorar la distribución de la humedad en el suelo, se promueve la actividad biológica aumentando significativamente el contenido total de materia orgánica.

El sistema Keyline está diseñado en un terreno acorde a su topografía y todas las actividades agrícolas, distribución de cultivos, ubicación de presas, áreas irrigadas, caminos y cercas deben estar subordinadas al diseño definido. El sistema Keyline da como resultado un conjunto de líneas irregulares en relación con las curvas de nivel, lo que permite que el agua de lluvia drene de forma natural desde los valles hasta las crestas. De esta forma, el suelo fértil se convierte en el método más económico para almacenar agua.

En el sistema Keyline, se considera errónea la creencia de que la creación de suelo es un proceso infinitamente lento y que una vez perdido no se puede recuperar. De hecho, la fertilidad del suelo e incluso el propio suelo a menudo se puede crear más rápido que la velocidad a la que se erosiona.

Una vez implementado, el sistema Keyline elimina la erosión del suelo y permite fijar grandes cantidades de carbono. La inversión de capas de suelo no se practica en Keyline, siendo contraria a las prácticas de construcción de fertilidad de suelos en cualquier parte del mundo.

A continuación, podemos visualizar un ejemplo de aplicación del uso del sistema:


Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.