Existe el miedo a que en algunas granjas los antibióticos no funcionen y no se dispongan de otras soluciones, ni siquiera a cambiar constantemente de antibióticos y utilizar más cantidad. Estas causas llevaron a 6 granjas de la Coop. Agrial de Francia a buscar alternativas a los antibióticos, que ahora han logrado reducir drásticamente su uso un 91% (post-destete) al tiempo que mejoran técnica y económicamente en su producción.

Estos resultados se obtuvieron monitoreando las granjas durante varios años y comparando su gasto en sanidad y procesos técnicos antes, durante y después de la implementación de las medidas correctivas.
Estas medidas consistieron en el uso de tratamientos alternativos (vacunación, homeopatía), pero también medidas de bioseguridad, reducción de carga y mejoras constructivas.

Vacunación y homeopatía

De las 6 granjas, 3 son de engorde. En promedio, su gasto en vacunas aumentó en 16€/cerda durante la implementación de las medidas. Este aumento fue más que compensado por la reducción del gasto en antibióticos de 27€/cerda.

El gasto en antibióticos disminuyó constantemente durante los períodos estudiados: inicialmente al suspender la suplementación con medicamentos en los alimentos; luego, reduciendo las compras de antibióticos inyectables y de administración a través del agua potable.

A cambio, se implementaron tratamientos homeopáticos, por lo que los gastos aumentaron gradualmente. Pero siguieron siendo mucho más bajos que los de las vacunas. Al final del período de estudio, los productores gastaban tanto en homeopatía como en antibióticos. Para tener una visión más global de la fiabilidad técnica y económica de la producción, se calcularon los márgenes estándar.
Aumentaron tan pronto como se implementaron las medidas y luego se estabilizaron. Teniendo en cuenta los gastos relacionados con la compra de productos veterinarios, los resultados muestran un aumento gradual de este margen de 54€/cerda/año.

Igualdad de resutados técnicos-económicos

Por su parte, las 3 granjas de cebo post-destete que aplicaron este enfoque de desmedicación redujeron su gasto en antibióticos en un 88%, es decir, una ganancia de 0,60€/cerdo producido. Los gastos de  vacunas primero aumentaron, pero luego disminuyeron hasta ser inferiores al gasto inicial (-0,26€/cerdo producido). El gasto en tratamientos homeopáticos pasó de 0€ a 1,08€/cerdo producido.

El margen establecido de las granjas primero aumentó y luego disminuyó. Al final, incluidos los gastos sanitarios, los productores ganaron 0,21€/cerdo producido.

Evolución del gasto sanitario (granjas de producción-engorde)
Evolución de márgenes (granjas de producción-engorde)
Evolución del gasto sanitario (granjas post-destete – engorde)
Evolución de márgenes (granjas de post-destete – engorde)

Medidas implemetadas para reducir la antibioticoterapia

Se implementaron 31 medidas en total, en las 6 granjas para reducir el uso de antibióticos, las cuales se dividieron en 8 categorías:

  • Uso de tratamientos homeopáticos con uso ocasional o sistemático (nueve medidas en todas las granjas).
  • Introducción de vacunas, 4 para lechones al destete y 1 para cerdas.
  • Mejora de la bioseguridad externa e interna.
  • Modificaciones o renovaciones de instalaciones y equipos ganaderos que afectan al ambiente de las naves.
  • Reducción de tamaño (cerdas o venta de lechones) para reducir la sobrecarga de animales.
  • Mejora de la calidad del agua.
  • Uso de terapia con bomba dosificadora metafiláctica en lugar de la terapia con antibióticos rutinarios.
  • Cambio en la formulación del pienso para cerdos de 1ª edad.

La mitad de las explotaciones cuentan con más de 7 medidas distribuidas en varias categorías, diversificando así las palancas de actuación en la gestión sanitaria. Las otras 3 granjas tienen 3 o menos medidas en vigor, dirigidas a 1 o 2 categorías.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.