La producción de pienso cae casi un 5% en 2022, lastrada por el retroceso en el porcino

La producción industrial de pienso compuesto para animales retrocedió un 4,8% en España el año pasado respecto a 2021, con 27,07 millones de toneladas obtenidas; una caída marcada mayoritariamente por el retroceso de un 8% en la fabricación de alimentación para cerdos.

La patronal de fabricantes de alimentación para animales (Cesfac) ha presentado este jueves, en el transcurso de su asamblea general, el balance de producción del año pasado en el que, a pesar de ese retroceso del 8%, la categoría de pienso para cerdos siguió siendo líder con diferencia ya que rozó los 12,3 millones de toneladas.

El director general de la patronal de fabricantes de piensos (Cesfac), Jorge de Saja, ha restado importancia a esa reducción del volumen fabricado en 2022 porque “es menor que el registrado en el entorno europeo”.

El informe también incluye una 1ª estimación de producción en 2023, que se quedará en los 26,84 millones de toneladas (-0,85% respecto a 2022).

Se espera que en 2023 la producción de pienso para cerdo alcance los 12,17 millones de toneladas (-1%).

Según de Saja, fue un año “más justo” en valor porque “no hemos conseguido recuperar, aunque sí minorizar, los costes de producción”. En todo caso, “no es un sector en la UVI” al estar sin “grandes problemas” pero “no tiene la salud que teníamos hasta 2020”.

En cuanto a las previsiones de cosechas nacionales, afectadas por la sequía y otros fenómenos meteorológicos adversos, ha asegurado que serán “cortas”. Los fabricantes de piensos “siempre” tienen que importar materias primas por lo que “estamos acostumbrados” a ello. La “diferencia” en esta campaña es que, al haber menos cosechas, “nos tendremos que preocupar mucho más” de la logística en el transporte por carretera o del buen funcionamiento de los puertos para asegurar los aprovisionamientos necesarios.

Ucrania es un proveedor importante de cereales como el maíz, y España “se ha beneficiado del corredor humanitario” abierto en el mar negro a consecuencia de la guerra. No obstante, a los fabricantes españoles de pienso les vale “cualquier origen” que venda materia prima “sana y segura”.

Jornadas de debate

Tras la asamblea, han celebrado unas jornadas en las que ha participado el consultor Horacio González para analizar el modelo alimentario al que se encamina la UE a través de sus políticas. El “gran cambio” vendrá con la implementación de la estrategia “De la granja a la mesa”, un plan con 27 acciones dentro del Pacto Verde Europeo que “acabarán en forma de reglamento comunitario”. Implicará, entre otros aspectos, reducir un 50% el uso de plaguicidas químicos, reducir la pérdida de nutrientes en al menos un 50%; también un descenso del 50% en las ventas de antimicrobianos para animales de granja; o conseguir que un 25%, como mínimo, de las tierras agrícolas se dediquen a la producción ecológica.

En definitiva, “toda la cadena alimentaria se verá afectada de una forma u otra” por estos reglamentos.
Ha lamentado que la Comisión Europea esté dispuesta a legislar sobre asuntos “no definidos”, como el propio concepto de sostenibilidad, desarrollando medidas cuyo impacto no ha sido analizado lo suficiente. En todo caso, este experto ha hecho referencia a los comicios europeos de 2024, de los que saldrá un nuevo Parlamento Europeo y una Comisión que “nos dirá si se debe repensar el modelo”.


Comentarios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.