La UEx y la Junta suman esfuerzos para luchar contra el cambio climático en la dehesa

La Universidad de Extremadura (UEx) y el Ejecutivo regional han firmado hoy un convenio para luchar contra el cambio climático de la dehesa, que cuenta con 173.000 euros de financiación para realizar   18 actividades hasta el año 2020.

El rector de la UEx,   Segundo Píriz, ha rubricado el acuerdo con   la consejera de Medio Ambiente  y Rural,  Begoña García Bernal, y ha explicado que se persiguen seis objetivos, entre ellos fijar un conjunto de criterios de gestión sostenible para su adopción por los gestores de la dehesa o estudiar y catalogar ideas susceptibles de generar empleo en su ámbito.

Además, se recogen la constitución de una red  de dehesas públicas de propiedad  municipal, elaborar un sistema de certificación de la sostenibilidad económica, social y ambiental de las explotaciones de dehesa o cuantificar la huella de carbono de la dehesa extremeña. Con este pacto se pretende crear una red de dehesas ejemplares, según ha indicado Píriz antes de detallar que será el departamento de  Ingeniería del Medio Agronómico y Forestal del Centro Universitario de Plasencia  (Cáceres), bajo la dirección del profesor Francisco Javier Pulido, el que se encargue de desarrollar estas actividades.

Financiación

El presupuesto estará distribuido en las correspondientes anualidades y la financiación se hace a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) y con fondos propios de la comunidad. Además, se creará una comisión de seguimiento, control e interpretación del convenio para velar por el correcto cumplimiento del mismo.

El rector ha destacado que la universidad muestra así su compromiso con la sociedad extremeña mediante la transferencia de parte del conocimiento generado de la  investigación, en este caso en un tema tan sensible como el desarrollo sostenible. Píriz  ha resaltado la “excelente” relación que tienen con la consejería y el “buen ejemplo” de colaboración que supone acciones como esta, por lo que ha mostrado su disposición para trabajar juntos más veces.

Dehesa del siglo XXI

Por su parte, la consejera ha afirmado que la finalidad es luchar frente al cambio climático desde una de las mejores defensas ante el calentamiento del planeta, un convenio para “proteger y mejorar” la dehesa extremeña, la “bandera verde” de la región y la superficie de mayor extensión con casi 1,5 millones de hectáreas, frente a las 250.000 de regadío o las 270.000 de olivar.

“La dehesa tiene una importancia de primer orden tanto cultural como paisajística y soporte de algunas de las producciones principales de Extremadura como la ganadería, con 400.000 vacas y 110.000 reproductores ibéricos”, ha agregado.

Con estas medidas pretenden hacer “viable” la  dehesa del siglo XXI, que generará riqueza y empleo, ligada a su conservación y sostenibilidad, que potenciará sus servicios y activos medioambientales en un momento fundamental de la Política Agraria Común (PAC), así como los activos sociales, culturales y económicos. “Si queremos que la dehesa del siglo XXI siga viva debe ser productiva y sostenible”, ha concluido.

Fuente: El diario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.