Las exportaciones de carne de cerdo de la Unión Europea siguen siendo elevadas durante 2020, a medida que se siguen enviando más productos a China.

En enero, las exportaciones de carne de cerdo de la UE-28 (incluidos los despojos) aumentaron un 27% interanual, hasta un total de 407.100 toneladas.

Dentro de estas, las exportaciones de carne de cerdo fresca y congelada aumentaron un 32%, hasta las 264.800 toneladas. Los volúmenes enviados a China en enero aumentaron más del doble en el año, hasta un total de 174.700 toneladas. Influenciados por esto, los envíos a otros mercados claves, como Japón, Corea del Sur y EE.UU., sufrieron caídas de 2 dígitos.

Si bien, los envíos a China siguieron siendo significativos, los volúmenes absolutos estuvieron por debajo del pico registrado en octubre y noviembre de 2019. El crecimiento interanual también ha retrocedido un poco; debido a los volúmenes más que triplicados en el cuarto trimestre de 2019, respecto a los niveles de 2018. La liberación de las existencias estatales chinas de carne de cerdo y los altos volúmenes de importación en los meses anteriores significaron que la demanda de importación china disminuyó en el durante la festividad de Año Nuevo. La epidemia de coronavirus también afectó posteriormente las importaciones, aunque los informes sugieren que el comercio ha comenzado a moverse nuevamente en las últimas semanas.

Las exportaciones de despojos de cerdo en enero aumentaron un 20% interanual, hasta las 125.700 toneladas, reforzadas por un aumento del 37% en los envíos a China (86.500 toneladas). Esto superó una caída cercana al 60% en los envíos a Filipinas.

La UE no importa mucha carne de cerdo, sin embargo, las importaciones aumentaron un 18% interanual en enero. Casi el 50% de estas importaciones eran de Suiza.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.