Según el pronóstico actual a largo plazo de la Comisión Europea, el consumo de carne en la UE caerá en alrededor 800.000tn, o un 2%, hasta las 37,2 millones de toneladas para 2031, en comparación con la media de los años de 2019 a 2021. Supone una disminución de 800gr, hasta los 67kg para el consumo medio per cápita. Se espera que la producción de carne en los Estados Miembros disminuya un 4%, hasta las 42,9 millones de toneladas para el período revisado.

Carne de laboratorio sin competencia

Las modernizaciones, las nuevas tecnologías innovadoras y los cambios en las prácticas agroganaderas, conducirán según la Comisión Europea a una producción de carne más eficiente y respetuosa con el medio ambiente. Las preocupaciones de los consumidores sobre el medio ambiente y el cambio climático harán que se preste más atención al proceso de producción y al origen de los productos. Es probable que otros factores que contribuyen a cambiar los hábitos de los consumidores sean los problemas de salud nutricional, así como la conveniencia de cambiar la demanda hacia otros tipos de carne. No se espera que la carne de laboratorio se convierta en un competidor en los próximos 10 años, ya que existen problemas con la aceptación y el precio al consumidor, pero es probable que las alternativas a la carne de origen vegetal ganen importancia.

Disminución de la producción porcina

La Comisión prevé diferente futuros para los distintos tipos de carne. El consumo medio per cápita de carne de aves aumentará en 1,3kg, hasta los 24,8kg per capita para 2031, creciendo un 4%, hasta las 14,1 millones de toneladas. Mienstras que para el consumo de carne de cerdo se espera que disminuya en 1,5kg, hasta los 32kg para la próxima década, lo que supondría una disminución de casi 1 millón de toneladas. La Comisión prevé que la producción de carne de cerdo retroceda fuertemente, por lo que se espera que disminuya en 1,8 millones de toneladas, o casi un 8%, hasta las 21,5 millones de toneladas para 2031. La situación es similar para la carne de vacuno, con una disminución prevista de la producción del 8%, hasta las 6,6 millones de toneladas, además de una dismunción de 700gr en el consumo medio per cápita, hasta los 9,7kg/año.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.