Las cotizaciones en las lonjas alemanas, holandesas y belgas establecen el estándar para el resto de los mercados participantes de la UE con una mejora de precios de 6 céntimo. Los menores números y pesos en sacrificios están reduciendo la oferta, lo que está haciendo subir los precios lentamente.

La cotización de Austria notó un aumento de 5 céntimos esta semana y debido al bajo número de lechones, sus analistas de mercado predicen que la oferta será continua.

El precio español mejoró en 4 céntimos, tras un lento aumento de las cotizaciones en las últimas semanas. Los pesos de los canales cayeron significativamente, lo que indica la competencia por la adquisición porcina.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.